La ópera 1

La propuesta de realizar un vídeo, que diera una visión personal de las óperas que el Gran Teatre del Liceu tiene previsto estrenar, se materializó con los alumnos de Comunicación Audiovisual de segundo de bachillerato artístico de nuestra escuela. 

Ellos se aproximaron (desde una cierta "extrañeza" hacia el fenómeno operístico) a las operas L’elisir d'amore, Street Scene y Lohengrin, buscando aquellos elementos que les fueran próximos: los temas, el ritual de ir a la ópera, etc.

En el caso de la ópera de Donizetti, obviamente la magia del amor, la atracción, el "bebedizo" fue un elemento que les atrajo y sobre el que se trabajó desde diferentes enfoques, tanto estilísticos como técnicos.

Por otro lado, el mundo mítico y la complejidad wagneriana de Lohengrin dio lugar a propuestas, muchas veces, de difícil concreción.

Los resultados reflejan el carácter de ejercicio de clase constreñido por el calendario y por las condiciones multidisciplinares de nuestro taller, y apuntan hacia la esperada, aunque no por ello menos gratificante, frescura de la visión de los jóvenes. Una visión a su vez muy lejana de la "etiqueta" operística.

Más clásica es la pieza de Claudia León, Joana Nolla y Jorgina Olarte, quienes a través de una cascada de imágenes en blanco y negro nos presentan la gran variedad de emociones que provoca la ópera en el público. Podemos experimentar tensión, sorpresa, placer, escalofríos, alegría, euforia, nostalgia, ternura, atracción, etc., con sólo escuchar la música lírica. Estilísticamente, recurrir al blanco y negro ha sido la manera de dar unidad formal a las tomas, a la vez que se ha conseguido un resultado sobrio y elegante, aún y teniendo pocos recursos fílmicos. La textura de las imágenes, muchas de ellas en macro, hacen de este vídeo un concentrado de estímulos de carácter intimista con un lado muy femenino. El mensaje que nos aportan las imágenes se subraya gracias al mensaje impreso al inicio y al final del clip, “Puedes sentir, escuchando”.