Todas las noticias

'La viuda alegre' regresa al Liceu dirigida por el maestro Josep Pons

Barcelona, 25 de julio de 2017. Una de las operetas más representadas en todo el mundo vuelve al Gran Teatre del Liceu 37 años después de su última función. La viuda alegre de Franz Lehár se representará con una amplia selección de piezas en versión concierto el próximo jueves 27 de julio bajo la batuta del maestro Josep Pons y las voces de la soprano alemana Angela Denoke como Hanna Glawari, el barítono danés Bo Skovhus como Conde Danilo, la soprano española Vanessa Goikoetxea y el tenor norteamericano Ben Bliss, ganador del Concurso Tenor Viñas 2015.

Josep Pons (© A. Bofill)

Basada en la comedia L’attaché d’ambassade (1861) de Henri Meilhac, La viuda alegre es probablemente el título más relevante del compositor húngaro Franz Lehár, figura clave del género de la opereta. El Gran Teatre del Liceu presenta una selección de piezas de su obra original entre las que destacan momentos musicales álgidos como la “canción de Vilia” (“Da geh’ ich zu Maxim”) o el emblemático “Vals de la viuda alegre” (“Lippen schweigen,’s flüstern Geigen”). Una ópera en versión concierto en la que también destaca la participación de la Orquesta y el Coro del Gran Teatre del Liceu, algunos miembros del cual brillan también en papeles solistas.

La célebre opereta de Lehár nos traslada a París, donde Hanna, una rica viuda acosada por el barón Zeta, es presionada para casarse con el conde Danilo por razones políticas. Este y Hanna ya habían mantenido una aventura amorosa en el pasado, pero ahora él la rechaza para que no crea que solo la desea por su dinero. En cambio, ella no quiere casarse con él si este no le manifiesta su amor. Tras una serie de enredos, Hanna confiesa que perdería su fortuna si volviese a casarse, entonces él le declara su amor y todo concluye con final feliz.

Orquestra del Gran Teatre del Liceu (© A. Bofill)

Esta opereta en tres actos y libreto de Victor Léon y Leo Stein se estrenó en el Theater an der Wien el 30 de diciembre de 1905 protagonizada por los célebres cantantes Louis Treuman y Mizzi Günther. A pesar de no recibir un éxito inmediato, La viuda alegre se convirtió con el tiempo en una de las obras más importantes del género, produciéndose varias versiones cinematográficas e incluso un musical en Broadway con coreografía de George Balanchine. Al Liceu llegó por primera vez el 25 de febrero de 1913 y se vio por primera vez el 24 de febrero de 1980. En total, en el Gran Teatre se ha podido ver en 20 ocasiones.